Ejercicio y fitness

Ejercicio y fitness

Hacer ejercicio con regularidad, todos los días si es posible, es lo más importante que puede hacer por su salud. A corto plazo, el ejercicio ayuda a controlar el apetito, mejorar el estado de ánimo y mejorar el sueño. A largo plazo, reduce el riesgo de enfermedades cardíacas, derrames cerebrales, diabetes, demencia, depresión y muchos cánceres. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades recomiendan lo siguiente:

Para adultos de todas las edades

Mujer ejercicio

Al menos 150 minutos de ejercicio aeróbico moderado como caminar a paso ligero o 75 minutos de ejercicio riguroso como correr (o una combinación equivalente de ambos) cada semana. Está bien dividir el ejercicio en sesiones más pequeñas siempre que cada una dure al menos 10 minutos. Entrenamiento de fuerza que trabaja todos los grupos principales de músculos (piernas, caderas, espalda, abdomen, pecho, hombros y brazos) al menos dos días a la semana. El entrenamiento de fuerza puede implicar el levantamiento de pesas, el uso de bandas de resistencia o ejercicios como lagartijas y abdominales, en los que su peso corporal proporciona la resistencia.

Para Adultos mayores

Si eres un adulto mayor (de 65 años a más) que busca establecer una rutina de ejercicios, idealmente deberías poder incorporar 150 minutos de actividad de resistencia moderada en tu semana. Esto puede incluir caminar, nadar, andar en bicicleta y un poco de tiempo todos los días para mejorar la fuerza, la flexibilidad y el equilibrio. Aunque esto parezca mucho, la buena noticia es que puede dividirlo en partes de ejercicio de 10 o 15 minutos dos o más veces al día.

Adulto mayor ejercicio

Dado que las caídas accidentales son una fuente importante de lesiones para muchos adultos mayores, es esencial incorporar ejercicios de equilibrio en su régimen de ejercicios. Hacer ejercicios de equilibrio, como el cambio de peso y el equilibrio en una pierna, o una actividad como el tai chi o el yoga, facilita caminar sobre superficies irregulares sin perder el equilibrio. Puede hacer estos ejercicios de equilibrio todos los días, varias veces al día, incluso cuando hace cola en el banco o en un supermercado.

Para mujeres embarazadas

Le duele la espalda, sus tobillos están hinchados y no puede dormir. Si tan solo pudiera hacer algo para minimizar los síntomas comunes del embarazo. Resulta que sí: el ejercicio es una de las curas más efectivas para los dolores y molestias. Hacer ejercicio mientras está embarazada ofrece muchos beneficios para usted y su bebé. Obtendrá un impulso de humor, una disminución de muchos síntomas del embarazo y una recuperación posparto más rápida. Y su bebé puede disfrutar de un corazón más en forma, un IMC más bajo y un impulso en la salud del cerebro.

Embarazada ejercicio

Las pautas para el ejercicio aeróbico se consideran seguras para la mayoría de las mujeres embarazadas.

Expertos sugieren que las mujeres embarazadas hagan al menos 30 minutos o más de ejercicio moderado por día, la mayoría (si no todos) los días de la semana. ¿Qué cuenta para esos 30 minutos? En lo que respecta a su corazón y su salud en general, tres caminatas de 10 minutos repartidas a lo largo del día son tan beneficiosas como 30 minutos en la cinta de correr o en bicicleta en el gimnasio. De hecho, incluso la actividad que no sea ejercicio, como 15 minutos de pasar la aspiradora y 15 minutos de trabajo ligero en el jardín, cuenta para su objetivo diario.

Es una buena idea revisar su plan de ejercicios con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios durante el embarazo. Algunas condiciones (como anemia severa, placenta previa, cuello uterino incompetente y membranas rotas, entre otras) pueden descartar el ejercicio durante el embarazo.

Siempre que obtenga el visto bueno de su médico para hacer ejercicio, puede considerar los siguientes ejercicios cardiovasculares para aumentar la circulación sanguínea, el tono muscular y la resistencia (que agradecerá el día del parto): La natación y los aeróbicos acuáticos, caminar, correr, elípticas y salvaescaleras, clases grupales de baile o aeróbic, ciclismo, Kickboxing y entrenamiento a intervalos de alta intensidad.

Para niños

Niño ejercicio

Cuando la mayoría de los adultos piensan en el ejercicio, se imaginan haciendo ejercicio en el gimnasio, corriendo en una cinta de correr o levantando pesas. Pero para los niños, el ejercicio significa jugar y estar físicamente activo. Los niños hacen ejercicio cuando tienen clase de gimnasia en la escuela, durante el recreo, en la clase de baile o en la práctica de fútbol, mientras andan en bicicleta o cuando juegan a la mancha.

Al menos 60 minutos de actividad física al día, la mayor parte de los cuales deben dedicarse al ejercicio aeróbico. Los niños deben hacer ejercicio vigoroso y entrenamiento de fuerza, como lagartijas o gimnasia, al menos tres días a la semana.